Este tipo de ataques roba los datos de tarjetas de crédito durante transacciones en línea y registró un crecimiento en el 2019.

El 2019 cerró con un incremento de 13.7% de programas maliciosos detectados con respecto al año previo, según una investigación de Kaspersky. La razón: hubo un aumento del 187% registrado en la cantidad de ataques tipo web skimmers.

Esta amenaza roba dinero durante las transacciones y pagos en línea. Para ello, los ciberdelincuentes vulneran la seguridad de una tienda virtual e insertan códigos que permiten acceder a los datos de las tarjetas de crédito de los compradores.

Los archivos únicos de skimmers (scripts y HTML) sumaron 510,000 registros, mientras que el número de ataques de esta modalidad se ha multiplicado en 523%, lo que totalizó 2’660,000 en el 2019.

Los skimmers también ingresaron a la lista de los 20 principales objetos maliciosos detectados en línea, y ocuparon el décimo lugar en la clasificación general.

“El volumen de ataques en línea ha estado creciendo durante años, pero en el 2019 vimos claramente un cambio de ciertos tipos de ataques que se están volviendo ineficaces en obtener ganancias claras de los usuarios. Esto se debe en parte a que los usuarios se vuelven más conscientes de las amenazas y de cómo evitarlas, y las organizaciones son cada vez más responsables”, afirmó Vyacheslav Zakorzhevsky, jefe de Investigación Antimalware en Kaspersky.

Claves de seguridad

El especialista recomendó prestar mucha atención a los archivos sospechosos o documentos adjuntos recibidos de fuentes desconocidas. El usuario no debe abrir esos elementos.

Para evitar infectarse, no descargue ni instale aplicaciones móviles desde páginas webs. Solo use la tienda virtual de Android o Apple.

“No haga clic en ningún enlace recibido de fuentes desconocidas ni en anuncios sospechosos en línea”, agregó. Además, debe crear contraseñas seguras y cambiarlas regularmente.

Si usa una computadora personal, instale las actualizaciones del sistema operativo para reducir problemas críticos de seguridad. No acepte las solicitudes para desactivar los sistemas de seguridad del equipo.

Datos

24  millones de variantes de objetos maliciosos hubo en el 2019.